Para reservar el servicio de recogida de su producción de ALMENDRA o desea recibir infromación, llámenos o envíe WhatsApp al teléfono: 611 66 40 50  en horario comercial

Antracnosis del Almendro

Antracnosis del Almendro BODEGAS DAIMIELColletotrichum acutatum Simmonds

Descripción

Es una enfermedad poco frecuente en las zonas tradicionales del cultivo del almendro en España, pero puede alcanzar una gran relevancia bajo condiciones climáticas favorables, que sí se dan en algunas de las nuevas zonas de expansión de este cultivo. Los agentes causales son dos especies fúngicas del género Colletotrichum, C. acutatum y C. gloeosporioides, destacando sobre todo la especie compleja C. acutatum. Este hongo pasa el periodo desfavorable en frutos momificados y en forma de micelio en madera y en brotes. Las primeras infecciones se producen en el cuajado de los frutos, hacia mediados de abril, coincidiendo con lluvia y temperaturas favorables.

Síntomas y Daños

La Antracnosis del almendro afecta a flores, frutos, hojas y brotes. El síntoma más característico aparece en frutos y consiste en una lesión circular, ligeramente deprimida, generalmente de coloración anaranjada, como consecuencia de la esporulación del patógeno en acérvulos formados en el centro de la misma, y acompañada de exudación de goma. Los frutos son más susceptibles cuando jóvenes pero pueden ser afectados durante todo su desarrollo si se dan las condiciones adecuadas de humedad y temperatura. Finalmente, los frutos atacados se momifican quedando adheridos a las ramas. Al avanzar la enfermedad, los brotes y ramas con frutos afectados muestran amarillez y desecación de las hojas, pudiendo quedar los árboles gravemente afectados. La desecación foliar y muerte de ramas parece deberse a la producción de toxinas por parte del hongo.

Periodo crítico para el cultivo

El desarrollo de la enfermedad se ve favorecido en primaveras lluviosas con temperaturas suaves (15-25ºC). La infección de los frutos puede ocurrir durante todo el periodo de su desarrollo, aunque la desecación de las ramas es más frecuente cuando los frutos alcanzan un mayor desarrollo. La mayoría de las variedades son susceptibles a la enfermedad, aunque parecen existir diferencias de susceptibilidad entre ellas.